Reflexión: Todos a temblar de miedo

A veces me pregunto si somos algo masoquistas, y nos ponemos a ver películas de miedo sólo para sufrir. Pero casi seguido me corrijo, imaginando que lo que necesitamos, de vez en cuando, es una descarga de adrenalina que nos haga sentir más vivos que en nuestra vida cotidiana (como si no tuviésemos suficientes sobresaltos en la vida real).

Aunque hay muchas posibilidades, aquí os muestro 10 sugerencias de películas con las que poder temblar de miedo (algunas de ellas han dado lugar a grandes sagas del tema, pero si hay que elegir sólo 10, que ya es difícil, me centraré sólo en las primeras partes):

¿Qué os parece? Seguro que tenéis en mente alguna otra que os ha traumatizado.

También me parece una buena excusa para agarrarse a la persona que tenemos al lado (si es que necesitamos alguna excusa). 😛

2 pensamientos en “Reflexión: Todos a temblar de miedo

  1. Pingback: Reflexión: Películas para reír | Trabajar es de pobres

  2. Pingback: Reflexión: Películas para llorar | Trabajar es de pobres

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*