Regalo: Dardos

El juego de los dardos en si mismo tiene su gracia, pero igual le encontramos un aliciente si le ponemos una foto en la diana, y nos olvidamos de las puntuaciones. Algo así como regalar la diana de dardos, añadiéndole la foto de la persona que tanto ‘quieres’… Si quieres, le dibujáis un par de circulillos en zonas concretas (clásicamente los ojos si la foto es sólo de la cara), y a obtener puntos según los criterios de cada uno.

Sé que la idea está muy vista, pero ¿es que me vais a decir que no tenéis ahora mismo a alguien en mente al que situaríais delante de la diana? (Me refiero a la foto, no a la persona… que puede que también, pero luego vendrían las reclamaciones).

Un aviso: pensad en el sitio en el que se va a colocar la diana. Por problemas físicos, hay casas en las que no se puede jugar a los dardos sin correr peligro de muerte de algún tipo.

[Visto en z-darts]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*