Chistako: En un juicio

Pregunta del fiscal:

-¿Es cierto que usted, el día de los hechos, se cagó en los muertos del denunciante, en toda su puta familia, en la perra de su hija y el maricón de su hijo, en el hijo de puta de su padre, en la puta madre de cristo y en (cito literalmente): “… sus putos muertos pisoteados a caballo”?

Respuesta del acusado:

– No, es falso… Yo estaba tranquilamente trabajando en la fundición y entonces le dije:

Antonio por Dios, ¿no te das cuenta de que me has echado todo el acero fundido por la espalda y que eso es una sensación muy desagradable?…

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*